Estudiantes denuncian hechos delictivos en UDO Freites

CANTAURA. A la larga lista de problemas que los vienen acosando desde hace ya algunos años, numerosos estudiantes adscritos a la extensión Cantaura de la Universidad de Oriente (UDO), también suman una creciente inseguridad en las inmediaciones de esta casa de estudios superiores, donde mensualmente suelen registrarse de dos a tres robos a mano armada.

De acuerdo con el testimonio de varios afectados, los hechos delictivos, incluyendo hurtos y arrebatones, se producen sobre todo en una parada localizada a las afueras de estas instalaciones, la cual se ha convertido en zona roja debido a la presencia de presuntos delincuentes.

“Permanecer en ese sitio entre las doce del mediodía y las seis de la tarde es sumamente riesgoso, pues los hampones aprovechan la escasa vigilancia policial, para despojar de sus pertenencias a quienes entran o salen del recinto”, señaló Raúl Morfe, dirigente del Movimiento Estudiantil UDO 70.

“Aunque hasta la fecha, nadie ha resultado herido, unos 25 jóvenes debieron entregar bajo amenaza de muerte teléfonos celulares, dinero, joyas o tabletas electrónicas, aumentando con ello los niveles de ausentismo y deserción en la universidad”.

Morfe reiteró que “algunos bachilleres han manifestado su temor a regresar a la UDO, luego de pasar por esta desagradable experiencia, siendo necesario el que las autoridades locales instalen cuanto antes el módulo policial, prometido desde noviembre del pasado año 2014”.

“De no tomarse medidas urgentes, los robos podrían multiplicarse e incluso extenderse a las áreas internas del campus a partir de septiembre, fecha en la que se dará inicio al nuevo período de actividades académicas”.

A su vez, el director de la UDO Freites, José Balboa, expresó su preocupación ante la ausencia de respuestas a esta delicada situación de seguridad, por parte del ayuntamiento chamariapero.

CATEGORIES
Share This