La UDO-San Félix inicia clases en espacios deteriorados

La UDO-San Félix inicia clases en espacios deteriorados

UDO San Felix

UDO San Felix

El alboroto, los gritos y las risas de un día normal de clases regresaron a los pasillos de la Universidad de Oriente (UDO-San Félix). Con el retorno de las vacaciones, el personal docente se reintegró a las aulas y los estudiantes retomaron el semestre que se paralizó desde las últimas semanas del mes de junio, cuando se acató el exhorto de la Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela (Fapuv) a un paro nacional indefinido de actividades.

Sin embargo, volver a la normalidad en la institución no implica mejoras en la situación. Pese a que los docentes se reintegraron, el deterioro de las instalaciones y problemas presupuestarios se mantienen.

Los jóvenes comparten los pasillos con la basura que se acumula por doquier, y con la cual se suelen tropezar al pasar un pupitre de un salón a otro, para cubrir el déficit de pupitres que aún se mantiene en la casa de estudios.

Es una situación conocida y denunciada por universitarios y autoridades. De hecho, antes de que se paralizaran las actividades del semestre 2013-1 por el exhorto de Fapuv, el director de la sede había informado de la insuficiencia presupuestaria que les impedía culminar el periodo académico.

Reprogramación
El problema atiende a múltiples factores. Entre los más resaltantes se mantiene la paralización de los recursos por parte del Gobierno nacional que desde 2009 ha redireccionado el mismo presupuesto.

También destaca la saturación de la matrícula que no encuentra espacio en las instalaciones. La estructura de la UDO-San Félix fue planificada para una población de 3 mil jóvenes; empero, en la actualidad el número de inscritos supera los 6 mil.

El director de la unidad experimental de San Félix, Loer Sánchez, destacó que este inicio de actividades está limitado a los servicios básicos para los estudiantes.

“Tenemos los mismos recursos para terminar el año, lo cual es insuficiente. Retomamos este semestre entre algunas bajas y con los servicios contados: biblioteca, comedor y transporte”, dijo.

Los departamentos administrativos son los que más se ven comprometidos con la falta de recursos. Aun así, Sánchez resaltó que el personal está asistiendo y trabajando en pro de facilitar la recuperación del semestre pasado.

“Decidimos retomar el semestre que se paralizó y no iniciar uno nuevo para que los estudiantes que ya se habían inscrito no perdieran las materias”, destacó el director, que planteó un esquema de recuperación basado en el número de semanas mínimos para el desarrollo de un semestre.

Este periodo culminará el 20 de diciembre, programación que se extiende pensando en los docentes que, por los paros escalonados e indefinidos que se realizaron, no pudieron dar clases en las tres semanas anteriores.

Además, agregó, pensando en los estudiantes se limitó la realización de evaluaciones hasta hoy, dando la primera semana para repasos y presentación de contenidos.

“También extendimos las fechas para el retiro de materias y la reintegración. El sistema de evaluación será continuo, pero se mantiene el examen de reparación”, explicó.

El nuevo semestre iniciaría la primera semana de enero. Este también se acortará a 12 semanas con el fin de recuperar el semestre perdido en un periodo de dos años. Desde la semana que viene se habilitará la página web de la universidad para que se realice el registro de la población flotante; mientras que los estudiantes seleccionados por el CNU podrán entregar documentación en Control de Estudio a partir de la semana que viene.

Amenaza de paro
A nivel nacional, las clases en las instituciones de educación superior autónomas iniciaron este mes. En la programación no está el comienzo de un nuevo periodo, como está estipulado, sino la continuación del semestre 2013-1 que se paralizó ante el reclamo de los docentes.

Las exigencias de los profesores universitarios agrupados en Fapuv incluían desde reivindicaciones salariales, hasta mejoras presupuestarias para las universidades y aumento de becas para los estudiantes.

Aunque la lucha no ha logrado el 100 por ciento de las peticiones, los docentes decidieron abrir un compás de espera luego de que el Ejecutivo nacional firmara un acuerdo en el que se reconoce a la organización como representante del gremio.

Lourdes Ramírez, presidenta de Fapuv, aseguró que el plazo engloba un tiempo prudencial para que se cierren las mesas de diálogo y se presenten resultados por parte del Gobierno nacional. De no cumplirse con esto, retomar el paro indefinido es una carta que se atreverían a jugar de nuevo.

Inseguridad

El hecho de violencia que se suscitó el lunes en el estacionamiento de la sede de Unare II de la Universidad Gran Mariscal de Ayacucho (UGMA), en el que murió un estudiante y otro resultó herido, elevó las alarmas entre las autoridades de la UDO-San Félix.

La institución, que ya ha sido escenario para diversos robos, algunos de ellos dentro de los salones en plena clase, ha tomado nuevas medidas para garantizar la seguridad de los alumnos.

Loer Sánchez, director de la unidad experimental, destacó que se han ampliado los enlaces con las autoridades de seguridad. “Mantenemos contacto directo con efectivos de la Policía del estado Bolívar (PEB) que hacen chequeos y vigilan la universidad. También tenemos los números de ellos, en caso de un problema los llamamos y ellos vienen”, aseveró.

Este plan, agregó, ha logrado frustrar varios intentos de robos que se han generado durante las madrugadas.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus (0 )