Sin resguardo policial quedó la UDO tras intento de saqueo

Sin resguardo policial se quedó nuevamente el Núcleo Anzoátegui de la Universidad de Oriente (UDO), luego   que un grupo de encapuchados intentara saquear  un camión dentro del recinto.

La situación irregular se presentó cerca de las 2:30 de la tarde, según informó  el jefe de la Policía de Anzoátegui, comisario José Rivero.

El jefe policial narró que cerca de 40 encapuchados expulsaron a la Policía Comunal, que se encontraba en los límites de la Unidad de Cursos Básico y el barrio.
Explicó que este cuerpo no tiene armas y los vándalos los sacaron con amenazas de prenderles fuego y arrojarles piedras.

Luego introdujeron un camión de harina de trigo y comida para perros con la intensión de saquearlo. Según el comisario, los encapuchados pensaban que la carga  era de harina de maíz.

El saqueo no fue completo, debido a que Polianzoátegui y  la Guardia Nacional controlaron la situación y recuperaron “casi toda la mercancía”.

Rivero afirmó que quienes generaron la violencia y cometieron los actos  son estudiantes del núcleo y están identificados. “Son los mismos de siempre”.

El jefe de la policía regional indicó que debido a los hechos ocurridos  se vio en la obligación de sacar al cuerpo de seguridad que dirige de la universidad, la cual quedó nuevamente sin resguardo.

Rechazo estudiantil
Movimiento estudiantiles, de todas las tendencias políticas y alumnos de la universidad rechazaron los actos de violencia y los catalogaron como vandalismo.

El presidente de la Federación de Centros de Estudiantes (FCU) por la Escuela de Ciencias Administrativa (ECA), Félix Caraballo, expresó su descontento por la situación ocurrida y aseguró que saquear, no es la manera de protestar ni de lograr ningún beneficio para la universidad.

Juan Carlos Azócar, representante de la Federación Venezolana de Estudiantes Universitarios (Fveu)  de la UDO, afirmó que esos hechos son parte de la inseguridad que se vive dentro del núcleo y afirmó que espera acciones por parte del gobernador  Nelson Moreno  para evitar la repetición de estos hechos.

Juan Irigoyen, estudiante de Ingeniería, se mostró indignado por lo que consideró vandalismo dentro de la universidad y consideró que quienes generen  violencia “deben ser expulsados para la paz de los que sí queremos estudiar”.

CATEGORIES
Share This